¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
X
X

Right Click

No right click

Responsabilidad Civil Profesional

Es muy importante contar con una aseguradora que respalde y defienda al médico ante reclamaciones desde el primer momento.
Cada profesional debe contratar una póliza adaptada a sus necesidades.
La elección de un seguro de RCP debe realizarse en función de las coberturas, no de la prima únicamente.

¿Qué cubren las pólizas de Responsabilidad Civil Profesional?
Las pólizas de responsabilidad civil profesional garantizan la protección del médico desde distintos puntos de vista:

  • La principal cobertura de un seguro de RCP es la de hacer frente al pago de las indemnizaciones que pudieran exigirse al profesional sanitario por errores cometidos en el desarrollo de su profesión, protegiendo así tu patrimonio personal. 
  • Además, tu seguro se hará cargo de los gastos de defensa en las reclamaciones que reciba y pondrá a tu disposición un equipo de abogados y peritos especializados que garantizarán una defensa adecuada frente a las posibles reclamaciones.

¿Es recomendable contratar un seguro de RCP aunque el médico trabaje en la sanidad pública?
Sin duda alguna. Hoy en día, cualquier profesional sanitario, está expuesto a una potencial reclamación. Actualmente, no todos los servicios públicos de salud cuentan con una póliza de responsabilidad civil que cubra íntegramente la responsabilidad exigible a la administración y al médico. Además existen diferentes modalidades de cobertura, con franquicias que pueden variar de unas Comunidades Autónomas a otras. Esta circunstancia crea una situación de inseguridad a los profesionales, especialmente cuando recibe reclamaciones en vía penal, y también en otras vías. Por ello es recomendable tener contratado un seguro de RCP con cobertura total.

¿Qué implicaciones tienen los procedimientos penales?
Una reclamación por la vía penal puede tener graves consecuencias para los médicos. Hay que tener en cuenta que una sentencia, en caso de ser favorable al denunciante, puede implicar que el médico no sólo tenga que hacer frente al pago de una indemnización económica, sino a situaciones más complicadas como la inhabilitación temporal o definitiva para ejercer la medicina o las penas de prisión.

Entonces, ante un procedimiento penal a qué se enfrentaría en la práctica un médico del Servicio Canario de Salud?
Es muy habitual que en los procedimientos penales se requiera al médico aportar una fianza, con el objetivo de garantizar el pago de la posible indemnización en caso de condena. Las cuantías reclamadas en este concepto suelen ser elevadas. Estamos hablando de fianzas que pueden superar fácilmente los 300.000 euros y pueden llegar a ser más altas, dependiendo de la gravedad del caso y de las cantidades solicitadas por los perjudicados.  Contar con una compañía de seguros que afiance estas cantidades de forma casi inmediata es fundamental para el médico. Debe tenerse en cuenta, además, que, aunque afortunadamente las condenas en vía penal no son muy frecuentes, la solicitud de fianzas para asegurar futuras responsabilidades sí lo es. Además es importante tener un seguro que cuente con un equipo especialista en materia sanitaria, que pueda valorar ágilmente la reclamación, y proporcionar respaldo económico inmediato, para el caso de que sea necesario gestionar un acuerdo extrajudicial. Por ello, recomendamos a los profesionales sanitarios que contraten una póliza a la medida de sus necesidades, tanto por el riesgo asociado a su especialidad como por las circunstancias que rodean la práctica de la medicina en su comunidad autónoma.

¿Qué debe tener en cuenta un médico a la hora de contratar un seguro de Responsabilidad Civil Profesional?
Tener una buena póliza de responsabilidad civil es probablemente uno de los instrumentos más eficaces con los que debe contar el médico para ejercer su profesión con tranquilidad. En primer lugar, es esencial comprobar que se dispone de las coberturas necesarias para el ejercicio de su profesión y su especialidad. Es muy importante también asegurar un capital suficiente para hacer frente a las posibles indemnizaciones que pudieran ser exigidas al profesional, para evitar que su patrimonio personal pueda verse afectado por una reclamación. Además, debe prestarse especial atención a la delimitación temporal de la cobertura. Si no lo hacemos, se corre el riesgo de que determinados periodos queden en descubierto. En resumen, es importante escoger una póliza que se adapte a las necesidades de cada profesional y valorar la solvencia y experiencia de la compañía aseguradora. No se debería elegir una póliza únicamente por el precio de la prima, y es esencial contar con una compañía solvente y capaz de atender al asegurado con profesionalidad cuando el siniestro se produce y las circunstancias lo requieren. El seguro solo se valora cuando tienes un siniestro, y en ese momento es cuando necesitas profesionalidad y certezas.

X

Right Click

No right click